Bye Cris!

Hoy toca ponernos un poco sentimentales, pero no puede ser de otra manera…

Llegó a Fuelgrafics en 2011, y enseguida le cogió el punto al estudio. A base de iniciativa, ilusión, buen criterio gráfico, paciencia y buen rollo ha formado parte de los proyectos de Fuelgrafics a lo largo de tres años y pico. Ahora ha dado un paso más y abre una nueva etapa lejos de Fuel.

Durante este tiempo hemos compartido un montón de momentos y quedan muchas anécdotas: sus tupper de comida, lo que le costaba mandar a paseo a las llamadas comerciales, sus viajes de riesgo jugándose la vida (y nosotros hablando con ella para que si algo salía mal nos repartíamos sus cosas), su intención —no lograda— de poner plantas en el estudio, sus muebles creativos, su conciencia ecológica, su maestría con el taladro, sus recitales de baile, la hipervelocidad de su Mac, que si Vente a Sabadell

Hemos reído, llorado, hablado y vivido mil situaciones, y solo podemos agradecerle su dedicación y su amistad. Cristina Xipell Puig, ánimo con la nueva etapa, aquí siempre tendrás a tus amigos.

Que la fuerza te acompañe, o com diu la cançó de Llach, Que tinguem Sort!